QUIMERAS Y DESAFÍOS



Nada soy, nada he sido y no puedo pretender ser nada... aparte de eso guardo en mí todos los sueños del mundo!! (F.Pessoa)

Cantante, guitarrista, autor de canciones, psicoterapeuta, funcionario en excedencia ahora que me acuerdo, estudiante universitario a mi edad y escritor aficionado noctámbulo, noctívago y nocherniego...
Todo lo que la vida me ha ido enseñando se puede resumir en dos palabras: sigue adelante!!

Besos y abrazos
Dorchy Muñoz



Páginas vistas en total

martes, 18 de diciembre de 2012

"Resfriado cotidiano"





Ojalá algún día todos y todas podamos disfrutar de esta libertad que sin saber muy bien el porqué me he conseguido: mientras yo puedo entregarme al estudio y la curación, mediotirado en la cama, ustedes amigos y amigas deben encarar con entereza un nuevo día y sus tribulaciones mientras al tiempo niños y no tan niños mueren a díario en cualquier lugar del mundo desamparados de los poderes públicos; mi bienestar es agridulce, este paracetamol no cura las lágrimas,  mi actitud  es y será siempre una constante repulsa a los poderes públicos. Pasen un buen día pese a todo, !! 
Amador Muñoz

Resfriado cotidiano”

Se despertó sobre las cinco de la mañana y se puso a meditar unos diez minutos al borde de la cama como era su costumbre. Le gustaba empezar los días a bajas revoluciones y frecuencias cerebrales bajas, pero sin llegar a un nuevo estado Alfa. Pasó por el baño a negociar algunos asuntos pendientes con su propio cuerpo. Mientras brotaba el reciéncafé reciénhirviendo de la cafetera se asomó por la ventana y comprobó que aún seguía lloviendo. Estornudó dos o tres veces lo que le hizo tocarse la frente con la palma de la mano para comprobar si tenía fiebre. El día se presentaba con credenciales de lluvioso diciembre loco. Se puso el cafe, con un terroncito de azúcar moreno y un poco de leche. No cabía ninguna duda de que no se encontraba bien del todo. Agarró el portátil, los teléfonos, un cuaderno, un bolígrafo y el libro de texto y volvió a su dormitorio. Ya en la cama se dejó envolver de nuevo por la calidez del edredón que le tapaba hasta el pecho. Encendió el ordenador y abrió el procesador de texto. Sentía un rubor caliente en las mejillas, tenía algo inflamada la garganta y seguía estornunado. Retocó su último artículo y lo guardó para más tarde. Decidió no fumar nada en toda la mañana. Seguía lloviendo afuera y él tenía algo de frío. Decidió que enviaría de momento sólo los correos urgentes, los más necesarios. Pero si abriría la página de los foros de literatura. El café se había enfriado y el paracetamol no parecía estar aún surtiendo efecto. Decidió no pelear más contra lo evidente de su sintomatología. Se recostó sobre la almohada y cerró los ojos un instante: olía a sábanas limpias su escritorio improvisado: tan cerquita del mar y tan lejitos de su gente, de su amor y hasta de mí mismo. 

© AMS Cádiz

Recuerdo que en mis años de militancia sindical en la CGT me hicieron una sonada entonces entrevista radiofónica. Preguntado a título personal por cuáles eran a mi juicio mis experiencias más excéntricas no dudé en decir que "hacer la comunión" y "cumplir el servicio militar" pueden imaginar el suceso teniendo en cuenta que estaba en la COPE y ese día tenía cita con la comisión parlamentaria de investigación de mi empresa. Al matrimonio no llegué, sigo siendo un soltero de otro , me lo impidieron diversos ataques de tos. Feliz día amigos y amigas: se me pierden los bolígrafos entre el edredón. Sigo tosiendo. Amador



No hay comentarios:

Publicar un comentario